Bit - loader

Implementar Storage Spaces y recuperarse de un fallo de disco (I)

   Artículo | Storage Bit - Implementar Storage Spaces y recuperarse de un fallo de disco (I)
Joan Carles Roca | 05/03/18

Vamos a ver un ejemplo básico de cómo implementar Storage Spaces.

Tenemos un servidor con varios discos duros locales. En este ejercicio utilizamos una máquina virtual, por lo cual, los discos virtuales de la misma pasarán por los discos físicos.

Primero formaremos el Storage Pool. Desde “Server Manager”, en “File and Storage Services” seleccionamos “Storage Pools” y desde el desplegable “Tasks”, “New Storage Pool…”

 

 

Avanzamos en el menú hasta asignarle un nombre. En el ejemplo “StoragePool1”

 

 

En la siguiente página seleccionamos los discos con los cuales queremos formar el Storage Pool, en nuestro caso del 3 al 7. (Recordemos que estos discos son los discos de la máquina virtual, que simulan en este ejemplo los discos físicos de un servidor).

 

 

Avanzamos en el menú y confirmamos haciendo clic en “Create”

 

 

De vuelta en “Server Manager”, seleccionamos el StoragePool1 que hemos creado y en la sección “Virtual Disks” en el deplegable “Tasks” elegimos “New Virtual Disk”.

Este disco es el que se distribuirá estratégicamente a través de los discos físicos según la redundancia que indiquemos, de modo que ante el fallo de uno o dos discos físicos, podamos seguir trabajando.

 

 

Avanzamos en el asistente…

 

 

Especificamos el nombre del disco virtual. En el ejemplo “Mirrored Disk”.

 

 

Elegimos el “Layout” o distribución. En este caso un Mirror y clic en “next”.

 

 

Elegimos Three-way mirror (son necesarios 5 discos). En este tipo de mirror pueden fallar hasta dos discos físicos y mantenemos funcionalidad.

 

 

Especificamos el tipo de disco virtual, si será de expansión dinámica (Thin) o de tamaño fijo (Fixed)

 

 

Especificamos el tamaño del disco, en el ejemplo 10 GB.

 

 

Y acabamos con la creación del disco. Ahora continuamos con la creación del volumen dentro del disco virtual que acabamos de crear, para lo que dejamos la casilla de selección marcada.

 

 

En el nuevo menú nos aseguramos de seleccionar Mirrored Disk como destino para el volumen.

 

 

Decidimos el tamaño del volumen. En el ejercicio usamos todo el espacio diponible (las 10 GB del disco virtual).

 

 

Asignamos una letra de unidad (H: en el ejemplo).

 

 

Especificamos etiqueta y sistema de archivos. En el ejemplo “Mirrored Volume” y “ReFS” respectivamente.

 

 

Una vez creado, copiamos un fichero para comprobar la disponibilidad.

 

 

 

 


Entradas relacionadas
Nuestro sitio utiliza cookies para análisis. Si no estás seguro de ello, echa un vistazo a nuestra política de privacidad.